Conectarse a internet es posible mediante Wifi USB, un adaptador de red que así lo permite tanto a tu ordenador como a cualquier otro dispositivo. Se trata de un adaptador inalámbrico sencillo de utilizar e instalar que también es frecuente ver en portátiles que carecen de Wifi integrado.

 

 

El Wifi con USB está pensado para aquellas personas que disponen de un PC fijo y quieren conectarse a internet de manera inalámbrica. También está pensado para aquellos ordenadores portátiles que por su antigüedad no disponen de Wifi integrado y que siguen funcionando como el primer día.

Los hay de distintos tamaños, pero todos tienen en común sus pequeñas dimensiones. A nivel de medidas, son como un pendrive, aunque existen también los denominados micro o mini, cuyas dimensiones todavía se reducen más.

Habitualmente, estos adaptadores de red incluyen un CD con sus pertinentes drivers, que en caso de no ser instalados de manera automática por el sistema operativo de tu ordenador, es conveniente hacerlo de manera manual para evitar problemas en futuros en su funcionamiento.

Con todo, su instalación no supondrá ningún quebradero de cabeza y dadas las ventajas de las que dispone, estamos ante un dispositivo inalámbrico que suele ser compatible tanto con las distintas versiones de Windows como con Macintosh. Es importante leer las características y la descripción del producto antes de llevar a cabo su adquisición.

Comprar Wifi USB

A la hora de comprar un adaptador Wifi USB es importante detenerse en sus especificaciones para comprobar que se adapta a lo que realmente estás buscando. Habitualmente, las redes inalámbricas domésticas cuentan con un router Wi-Fi para crear la red y el consiguiente acceso a internet y al menos uno o varios adaptadores inalámbricos para que se conecten desde ellos los distintos equipos con los que cuente nuestro hogar.

Factores a tener en cuenta en el adaptador Wifi: la velocidad y el tipo de cifrado

En primer lugar, debes detenerte a pensar el tipo de cifrado y seguridad del adaptador que vayas a seleccionar. Comprueba que en la ficha del producto admita WPA2, que es el que permite que dispositivos en desuso como WEP o WPA puedan conectarse al router. Con todo, es mejor que si por ejemplo el USB es de cifrado WEP, también lo sea tu red.

También es importante la velocidad en Mbps (Megabits por segundo) antes de comprar un Wifi USB. En este sentido, cuanto mayor sea el valor más rápida irá la conexión. En las características puedes observar con qué valor cuenta el adaptador, siendo los más usuales ac 1200, ac 600, n 300, n 150 o g 54 Mbps.

Es necesario recordar que el estándar Wifi que se debe utilizar es de clase ‘ac’, ya que este tipo de adaptador es compatible con otros como el ‘a’, ‘b’, ‘g’ o ‘n’. Sin embargo, como sucede con el tipo de cifrado, lo beneficioso es no combinarlos. Para sacarle el máximo provecho a tu adaptador Wifi USB trata que las clases coincidan en ‘ac’ o en el peor de los casos, en ‘n’. De esta manera tu experiencia será positiva y lograrás que el rendimiento sea el más óptimo.

Arriba